Tu mirada,

es la caricia que despierta mis entrañas,

el elemento indefinible que me atrapa

y en un sueño irreal confunde mis sentidos

y adormece la reacción que mi ser amaga.

 

Tu mirada

me penetra, insoportablemente descarada,

inunda mi cuerpo, inunda mi alma,

y recorre, el verde brillo de tus limpios ojos,

los recovecos de mi bruma enmarañada.

 

Tu mirada,

disipa la niebla de mi silencio, mi nada,

¡Que en nada me vuelvo bajo tu mirada!

Bajo tu embrujo soy extensión de tu mirada,

el vacío donde se posan tus ojos cuando no ves nada.

 

La nada,

que nada más veo salvo tu mirada,

que nada más siento cuento tú me encantas

que nada hay salvo tú y yo, en hectáreas.

 

Tus pupilas,

azabaches que brillan, oscuras estrellas,

vacías, ávidas, sedientas,

que atraparme pretenden y encerrarme

eternamente en la dimensión secreta

que nace cada vez que levantas la cabeza

y hacia mí diriges tus verdes saetas.

 

Tu mirada,

el enemigo que me ataca

con la sed de un moribundo bebe mi calor,

succiona mi fuerza, me quedo sin aliento

cuando adviertes con tus ojos mi amargo pensamiento.

Tu mirada.

Tu mirada.

Tu mirada.

Tus pupilas.

La nada.

Tu mirada.

Ilustración de cabecera de Paula Bonet

Llicència de Creative Commons
Aquesta obra està subjecta a una llicència de Reconeixement-NoComercial 4.0 Internacional de Creative Commons

Anuncis

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google photo

Esteu comentant fent servir el compte Google. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

S'està connectant a %s